Nuestra Tradición

Bacanora es el espíritu tradicional de Sonora, un símbolo de regionalismo e identidad. Incluso después de muchos años de ser marginado con su prohibición, se ha negado a desaparecer.

Es un destilado hecho de 100% de agave silvestre tostado, fermentado y destilado, similar al tequila y al mezcal. A diferencia de estos, por las características de la planta utilizada, las condiciones climáticas del desierto que prevalecen en la región montañosa de Sonora, el tipo salvaje de levaduras utilizadas, y el proceso utilizado para su elaboración. Hay varias variedades de agave, cuyo jugo puede fermentarse y destilarse para producir bebidas alcohólicas, sin embargo, Agave Angustifolia Haw o Agave Pacifica Trel, actualmente conocido como Agave vivipara L., es el único aprobado para la producción de bacanora.

100% Agave

Un proceso artesanal

La producción de Bacanora es una actividad antigua en Sonora. Sin embargo, como resultado de casi 80 años de prohibición, su tecnología de producción no ha sufrido cambios significativos y aún hoy se produce utilizando métodos tradicionales. La mayoría de los pasos para elaborar bacanora son los mismos que los usados hace un siglo. El cultivo de agave se desarrolla de forma natural, ya que no se utilizan fertilizantes ni pesticidas durante su ciclo de crecimiento. Una vez que se siembran las semillas de agave, después de una larga espera, de 8 a 9 años, la planta alcanza la madurez. Son los jimadores quienes saben cuando el agave es de edad madura y está listo para cortar y procesar.